Peñarroya-Pueblonuevo

Peñarroya-Pueblonuevo
Zona Miner con máximos porcentajes de subvención. Proyectos empresariales subvencionables por el Miner. Zona de oportunidad económica con amplios incentivos para la instalación de empresas. Invertir aquí es rentable.

domingo, 7 de septiembre de 2008

La sonda europea «Rosetta» culmina con éxito su cita con el asteroide Steins



  • Cinco kilómetros de diámetro (un diez por ciento mayor de lo que se pensaba), con forma de diamante y la superficie salpicada por cráteres de impacto, el mayor de ellos de dos kilómetros y dominando por completo su cara norte. Es el retrato robot de Steins, un asteroide de la clase «E» que tiene su hogar a 360 millones de kilómetros de la Tierra, en el denso cinturón de escombros de todos los tamaños que ocupa la órbita del «planeta que falta» en nuestro Sistema Solar, justo entre Marte y Júpiter.

  • Para obtener más detalles (volumen, masa, densidad, composición, antigüedad de los cráteres, etc) habrá que esperar a que los científicos de la Agencia Espacial Europea analicen la enorme cantidad de datos obtenidos durante el fugaz encuentro del asteroide con «Rosetta», la nave que en 2014 culminará la hazaña de colocar un módulo de aterrizaje en el mismísimo núcleo del cometa Churyumov-Gerasimenko.

  • Tal y como estaba previsto, «Rosetta» se cruzó con Steins a las 20 horas y 58 minutos del viernes, giró sobre sí misma para enfocar sus cámaras y demás instrumentos científicos e inauguró con éxito una nueva era de la exploración espacial en el viejo continente.

  • En una rueda de Prensa celebrada al mediodía de ayer en el centro de control de operaciones de la ESA en Darmstadt (oeste de Alemania), los responsables de la misión ofrecieron toda clase de detalles sobre la extraordinaria «carambola» espacial que se ha conseguido al hacer llegar, en el punto previsto y en el momento exacto, una nave que lleva cuatro años en el espacio y que ha recorrido ya tres mil setecientos millones de kilómetros.

  • Larga preparación
    Según explicó Andrea Accomazzo, director de operaciones de la misión, la primera vez que «Rosetta» detectó el asteroide fue el pasado 4 de agosto, cuando aún se encontraba a 26 millones de kilómetros de distancia.

  • Desde entonces, las dos cámaras de la nave (una de navegación y otra de alta resolución, llamada «Osiris», para observaciones científicas), han seguido con atención las evoluciones de Stein, calculando una y otra vez las posiciones relativas de «Rosetta» y el asteroide para garantizar el éxito de la cita. «Es la primera vez -dijo Accomazzo- que se utiliza la navegación óptica en una nave espacial europea».

  • Pero el momento más delicado de la misión fue sin duda el lapso de tiempo (una hora y dieciséis minutos) durante el que «Rosetta» interrumpió sus comunicaciones con la Tierra. Algo inevitable, ya que durante el encuentro la sonda tuvo que girar sobre sí misma para que sus instrumentos pudieran captar la rápida pasada del asteroide, a solo 800 kilómetros de distancia.

  • Momento crítico
    Durante ese giro, la antena de comunicaciones dejó de estar orientada hacia nuestro planeta, haciendo imposible la comunicación. Solo después del encuentro y una vez recuperada la posición de crucero se pudo restablecer el contacto. Hay que tener en cuenta, además, que debido a la gran distancia entre la nave y la Tierra, las señales de radio tardan cerca de veinte minutos en llegar a su destino una vez emitidas.

  • Para comunicarse con la sonda y recibir sus datos, la ESA utilizó las antenas de espacio profundo de Nueva Norcia (Australia), Cebreros (Ávila) y la de Goldstone de la NASA en California. Ésta última dejó de funcionar durante algo más de dos horas poco antes del encuentro, pero la ESA pudo recuperar la señal gracias a la antena de Cebreros. Así, la noticia de que la primera prueba científica que realiza la nave había sido un éxito no llegó al centro de control en Alemania hasta las 22:14 horas del jueves.

  • La distancia de aproximación de la nave al asteroide (800 kilómetros), fue cuidadosamente elegida. Para hacerlo, hubo que tener en cuenta la velocidad máxima de rotación de la sonda, que no habría conseguido «ver» a Stein si el encuentro se hubiera producido a menor distancia. Durante la observación, además, las partes más sensibles de la nave quedaron expuestas a la perniciosa radiación solar. Toda la maniobra se calculó para que ese tiempo de exposición fuera lo más reducido posible.

  • Un largo viaje
    Desde su lanzamiento el 2 de marzo de 2004, «Rosetta» se ha «columpiado» dos veces entre la Tierra y Marte (aprovechando el impulso gravitatorio de ambos planetas) y ha recorrido 3.700 millones de kilómetros. El 17 de diciembre de este año, la nave estará en el punto más alejado al Sol de su órbita actual y volverá de nuevo hacia la Tierra para obtener un último impulso de su gravedad, el 13 de noviembre de 2009, que la llevará por fin a su destino final, el cometa Churyumov-Gerasimenko, a mediados de 2014. Cuando llegue, «Rosetta» habrá recorrido un total de 6.500 millones de kilómetros.
  • Vía: ABC

No hay comentarios:

Empresas de Peñarroya

Empresas de Peñarroya
Antonio Móvil 600745373 - David Móvil 670844268
Google